¿Quien alguna vez ha pensado en cómo sería un torneo de Argentina o de Brasil con todas sus figuras jugando en los equipos donde se iniciaron?  ¿Se imaginan a Lionel Messi jugando para Newell’s Old Boys?  ¿Ronaldinho jugando para el Gremio?

La triste realidad nos indica que las jóvenes figuras de ambos países deben de emigrar para hacer la diferencia económica que no podrían lograr en sus países.  Hace una semana debutaba Ezequiel Lavezzi en el ignoto fútbol de China (que está intentando competir con la MLS en cuestión de traer jugadores extranjeros con laureles) a cambio de dos temporadas por 30 Millones de Euros, una cifra que nunca podría pagar ningún equipo de Latinoamérica.  Hubiese sido lindo ver a este jugador volver a San Lorenzo o, como dicen muchos jugadores en su última etapa como jugador, volver “para dar una mano” con Estudiantes de Buenos Aires (equipo de la tercera División de Argentina).

1mess-630
Lindo clásico de clubes entre Argentina y Uruguay

También podemos hablar del fútbol uruguayo, con Luis Suárez.  Imagínese al jugador del Barcelona jugando para Nacional o Diego Godín jugando para Cerro.  Si estos jugadores no tuviesen que partir hacia Europa, México o Asia para hacer la diferencia económica, la Copa Libertadores no se opacaría ante la Liga de Campeones de Europa.

En Argentina hay varios jugadores, a partir del regreso de Verón a Estudiantes de La Plata (donde lideró al club a ganar la Copa Libertadores del año 2009 con Alejandro Sabella en el banco de suplentes), se ha empezado a ver a algunos jugadores querer pegar la vuelta algo más temprano de lo esperado: Maxi Rodríguez está jugando en Newell’s Old Boys, Carlos Tévez volvió a Boca Juniors el año pasado, Sergio Agüero ya declaró que vuelve a Independiente en el 2018, con apenas 30 años de edad.  Esteban Cambiasso es otro que ha dicho que su cuenta pendiente es jugar en Argentina y en Argentinos Juniors específicamente, ya que comenzó su carrera en ese Club pero se fue a los 15 años al Real Madrid (a partir de esta transferencia, donde al Club de Argentina no le quedó ni un centavo porque el jugador era un juvenil, es donde se creó la Ley de la Patria Potestad).  Otro jugador que quiere volver, aunque no sabe si será como jugador o en otro rol, es Javier Mascherano a River Plate.

En Brasil también hay muchos casos de jugadores que han pegado la vuelta, como Robinho al Atlético Mineiro (aunque comenzó su carrera en el Santos), Ronaldinho (que se ha puesto ya la camiseta del Flamengo y ahora la del Fluminense).  Pero hay varios que podrían volver, como David Luiz, Fernandinho, Dani Alves, Hulk y varios más.

Imaginen por un momento un partido de Copa Libertadores entre Newell’s Old Boys y Santos:  por un lado estarían Maxi Rodríguez y Messi y en el club brasileño Neymar y Robinho  ¿Quien no se sentaría a ver semejante partido?

Un jugador que nunca declaró querer volver y se terminó retirando en el Inter de Italia fue Javier Zanetti.  Surgido de Banfield, uno de los mejores laterales derechos del Mundo, siempre quedó esa sensación de que hubiese sido lindo verlo jugar en Argentina aunque sea un año, al igual que Fernando Redondo, que se fue de Argentinos Juniors aprovechando un error administrativo que lo dejó como jugador libre y de ahí se fue al Tenerife (muy mal pasada de parte de este jugador, ya que el error se pudo corregir pero se quiso ir con el pase en su poder y así no le quedó nada al Club).  Terminó su carrera en Europa, pero es otro jugador que podría haber terminado su carrera en Argentina.  Otro caso es el de Gabriel Batistuta, también surgido en Newell’s Old Boys y que rompió redes en Europa.

El caso de Diego Armando Maradona es diferente ya que terminó su carrera en Boca Juniors, pero antes de eso había jugado en Newell’s Old Boys.  Sin embargo, antes de jugar en el equipo de Rosario había arreglado todo con los dirigentes de Argentinos Juniors para jugar ahí y, a último momento, se terminó yendo para ir a jugar a Newell’s.

Así como Ellos hay varios jugadores más que podrían volver y terminar sus carreras en el Club que los vio nacer.  Quizás en un futuro no muy lejano podamos disfrutar de una Copa Libertadores con Luis Suárez jugando para Nacional contra Newell’s Old Boys con Lionel Messi en la cancha.

 

Anuncios